4 Consejos para hacer frente a tus miedos_0

¿Enfermo/a de culpa? ¿Cansado/a de sentir mariposas en el estómago, un nudo en la garganta para: tomar la palabra o hacer lo que necesitas? En esta ocasión te presento 4 consejos para hacer frente a tus miedos.
Hace un tiempo escribí sobre la evitación: soluciones elaboradas que llevamos a cabo a alejarnos de nuestros miedos y éste artículo es una continuación.

No importa lo que evitemos, la gimnasia emocional es agotadora y, a largo plazo, ni siquiera funciona.
¿Qué hacer? Bien pues ahora cubriré esos 4 consejos de los que habla el título para que plantes cara al monstruo que temes, y vivas sin miedo.

Hacer frente a tus miedos 1: Mantén la película en reproducción

4 Consejos para hacer frente a tus miedos_1 Cada uno de nosotros tiene un temido momento imaginario, en el que nos “infartamos”. Por ejemplo, si eres tímido ante la cámara, es posible que te preocupes de hacer el ridículo en un vídeo. Y luego lo encuentres en la web, con cientos de comentarios que confirman tu ridiculez. O si tienes miedo del conflicto, puedes imaginarte a ti mismo/a sin convicción tratando de hacerte valer – y luego echándote a llorar, o triste y tirado en cama.

Sea cual sea tu miedo, no presiones “pausa” en tu historia de terror imaginado el peor momento posible. En vez de eso, mantén la película en reproducción hasta que te sientas seguro/a. Tal vez tu mortificante vídeo en la web se desvanezca en el olvido de Internet – o incluso sea mejor, la brillantez/calidad/ideas/humor de tu video podría ensombrecer a otros. O tal vez tu “angustiado” argumento de pie a una conversación real, en la cual puedes esclarecer ese miedo irracional.

En pocas palabras, cualquier cosa que imagines como tu miedo, presiona “avanzar” hasta el peor de los casos y busca una conclusión segura. Te sentirás mejor preparado/a para manejar lo peor (que, por cierto, probablemente nunca sucederá.)

Hacer frente a tus miedos 2: Cánsate de tener miedo y ponte disponible

4 Consejos para hacer frente a tus miedos_2Eventualmente, nos cansamos de tener miedo. Así que cuando te sientas harto/a de frenarte a ti mismo, haz un giro de 180 con tu disponibilidad.

Estar dispuesto a estar detrás de ese podio, subir al avión, pedir un aumento, o hacer lo que sea que temes. Tu disposición es mutuamente excluyente de tu miedo puedes argumentar incluso que tienes un miedo “tonto” y aún así digerirlo un poco y estar dispuesto a decirle a tu miedo, “Dame tu mejor golpe” ¡Estarás listo, y por lo tanto dispuesto/a!

 

Hacer frente a tus miedos 3: Colócalo sobre el papel, después vuelve a refutarlo

4 Consejos para hacer frente a tus miedos_3Tanto si llevas un diario o no, este consejo es para ti. En primer lugar, anota lo que temes. Bueno, está bien – quizá al principio hagas cientos de marcas de picotazos como un pájaro con el lápiz, y luego escribas lo que temes – Escribe la idea que da vueltas en tu cabeza:

“He desperdiciado mi vida.” “Nadie me ama.” “Todo el mundo cree que soy un idiota.” Cualquiera cosa que tu mente te esté gritando, sácalo de tu cabeza y colócalo sobre el papel.

Al cabo de unos días, vuelve y mira por encima de lo que has escrito. A la luz del día, algunos de tus miedos puede parecer francamente melodramáticos. O tal vez te darás cuenta de que son retorcidas opiniones de otra persona como por ejemplo una pareja abusiva, padres y personas frías, o el abusivo de tus días de escuela. Es el pensamiento de ellos, pero tal vez tú lo has interiorizado lo largo de los años, en Gestalt lo llamamos “Introyecto”.

A continuación, escribe una refutación a tu miedo. (Nota: la primera vez que intentes esto, probablemente no serás capaz de pensar en nada – pero sigue intentando.) Escribe lo que diría tu mejor fan. Deja que tu abogado de defensa interna construya un argumento. Anota todas las pruebas que debilitan a ese miedo, aunque creas que no deberían contar. A continuación, aclara y repite. Escribe una reserva de contra-pensamientos a los que puedas acudir la próxima vez que tu miedo quiera salir.

Sin embargo, si no puedes hacer frente a pensamientos como: “soy un bueno para nada” y otros miedos, o si no se te ocurre ninguna evidencia de lo contrario, toma tu cuaderno lleno de “picotazos” de lápiz y llévalo con un terapeuta que te agrade y le tengas confianza. Éste te ayudará a poner luz sobre esos miedos – y te garantizo que descubrirás que no son tan fuertes como piensas.

 

Hacer frente a tus miedos 4: Enfrenta tu miedo en pequeños bocados

4 Consejos para hacer frente a tus miedos_4No tienes que saltar con ambos pies. ¿Recuerdas a Bruno del artículo sobre la evitación? Su temor era el contacto social, si le pedimos que enfrente su miedo, él (muy probablemente) no va a estallar de felicidad al entrar por la puerta de su próxima fiesta con una gran sonrisa y agitando las manos.

Por el contrario, hacer frente a los temores significa que puedes comenzar con pequeños pasos. Antes de su próxima fiesta, Bruno podría planificar una pequeña meta social, “tamaño bocado” que no le haga “sentirse pequeño”. Podría planificar… preguntar a un compañero de trabajo específico por sus recientes vacaciones, preguntarle al chico nuevo cómo se va ajustando, o sonreír y saludar a 3 personas.

Para tu propia versión, si sabes en lo profundo de tu ser que no vas a lograr tu objetivo “tamaño bocado” entonces, no has bajado la apuesta lo suficiente. Redúcela a dos personas, o una. Cuando ese nudo en la garganta se libere mágicamente, sabrás que has hecho la apuesta lo suficientemente pequeña y por tanto será beneficiosa.

Entonces, después de haber logrado tu pequeñísimo objetivo, date unas palmaditas en la espalda y haz algo un poco más grande. Bruno está poco a poco reprogramando la parte de su cerebro que le grita “Ni siquiera te molestes en intentarlo!”. Tal vez nunca decida bailar en la barra, pero está bien. El objetivo de hacer frente a tu miedo es no cambiar tu personalidad, es para ayudarte a ser más flexible y más cómodo siendo tú mismo. Con la práctica y el tiempo, también podrás reprogramar ese pensamiento equivalente en tu cerebro.

Nota: Al hacer frente a tus miedos, sobre todo al principio, se sentirá raro o mal. No se trata de un paseo relajante. Pero poco a poco, transformarás tu miedo en confianza.

Y lo curioso es que en el momento, no te darás cuenta de que el cambio está ocurriendo. En su lugar, mirarás hacia atrás y te darás cuenta de lo lejos que has llegado. Te encontrarás haciendo lo que sea que temías sin pensarlo. Y entonces sabrás que el nudo en la garganta se habrá desatado.

También te podría interesar...

Los programas de 12 pasos pueden no ser la mejor opción para combatir ... Muchos de nosotros tenemos un amigo o un miembro de la familia que simplemente no puede decir que le fue suficiente con un programa de 12 pasos para s...
El Último Viaje de Aldous Huxley En 2010 una revista medica especializada en cáncer “Lancet Oncology” discutía algunos ensayos en curso de psicoterapia asistida con drogas psicodélica...
5 consejos para utilizar un diario como terapia Algunos le pueden llamar “vaciado de cerebro”, otros pueden verlo como un archivo cuidadoso de su vida, yo simplemente le llamo introspección. Sin...
50 Cosas para Hacer en un Frio Día de Invierno Los días de clima muy frío a veces pueden parecer poco alentadores, haciendo que te sientas triste. No se puede cambiar el clima; sin embargo SI puede...
¿Porqué no uso la palabra ‘perdón’ en Terapia de Trauma? Si el título de este artículo te desalienta un poco… está bien - Entiendo por qué. Después de todo, el perdón puede ser un tema bastante polémico. Los...
Los problemas de salud mental pueden acortar la vida más que el tabaqu... Un problema de salud mental puede reducir la esperanza de vida de 10 a 20 años, según un nuevo análisis realizado por psiquiatras. En comparación,...
¿Qué es la respuesta de lucha o huida? ¿Por qué es importante? La respuesta de lucha o huida, también conocida como la respuesta de estrés agudo, se refiere a una reacción fisiológica que se produce en presencia d...
Superar la Ansiedad Social y la timidez La timidez suele comenzar en la infancia, puede provenir de la educación, el entorno en el que creciste o tal vez usted lo heredó a través de uno su...
9 Cosas que Debes Evitar Durante la Intimidad Cuando estás al calor de la pasión con tu pareja, hay ciertas cosas que nunca debes hacer. A través de prueba y error (y mucha comunicación), tú y tu ...
¿Por qué aún estoy tan cansado? ¿Por qué aún después de dormir estoy tan cansado? Se trata de un fenómeno y una cuestión frecuente en nuestra época. Además de que tu sueño puede ser ...
La Ciencia y Salud del Mindfulness El término “Mindfulness” (o atención plena) parece estar en todas partes estos días y tal vez por una buena razón. Los practicantes espirituales, ...
El Trastorno Afectivo Estacional ¿Es Real? Actualmente, todos hemos oído hablar de ello, pero ¿el Trastorno Afectivo Estacional (TAE), es una enfermedad real? Por el momento, la comunidad médic...
Cómo Ayudar a Un Amigo en Duelo La muerte es una parte inevitable de la vida. A medida que nos convertimos en adultos y formamos fuertes lazos con los demás, como amigos, como compañ...
Autocrecimiento: Deja de soñar y empieza a hacer Todo el mundo tiene sueños… tienes algo que te gustaría llevar a cabo dentro de un plazo determinado. Y esto es bueno ya que te ayuda a mantenerte enf...
¿Por qué no puedes dejar de espiar a tu Ex? Es más complicado de lo qu... Espiar la vida de los demás y sobre todo a los y las EX, es una actividad típica de este tiempo. Además, es mucho más fácil, ya que casi todos dejan s...
¿Qué hacer antes de programar tu primera sesión de psicoterapia? La elección de ver a un psicoterapeuta es una decisión muy importante. Es ese momento en que decides que: Necesitas o deseas ayuda (de hecho… ...
Hábitos tóxicos: Evitación En esta nueva entrega de “hábitos tóxicos” analizo las 3 razones por las que no es conveniente la evitación. La evitación te promete una gran recompen...
Cómo dejar ir la culpa La culpa puede ser uno de los peores sentimientos. Parte de esa sensación de hundimiento probablemente proviene del hecho de que no podemos volver atr...
¿Por qué me Siento tan Solo, Aunque Estoy con Otras Personas? Estás rodeado de personas y amigos, tus cuentas de redes sociales están movidas... entonces ¿por qué te sientes tan solo, incluso cuando tienes amigos...
Cómo conseguir que alguien haga (casi) cualquier cosa que desees ¿Conoces estas seis estrategias de persuasión? El mensaje que das es importante, y para que otros puedan creer en ese importante mensaje, puedes mold...
Solo es justo si compartes...
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on TumblrShare on RedditPin on PinterestShare on VKShare on LinkedInShare on StumbleUponDigg thisShare on YummlyFlattr the authorBuffer this pageEmail this to someone

One Response to 4 Consejos para hacer frente a tus miedos

  1. Julian dice:

    a mi me sirve bastante escribir los miedos, pues empiezo a desarrollar historias y razonarlas y poco a poco le voy encontrando una logica en la que me doy cuenta que el miedo muchas veces es una desproporción de algún pensamiento o no tiene realmente un fundamento sólido.
    Buena entrada Armando.

Deja tu comentario - Comparte lo que piensas